Benidorm Beach, el quinto rascacielos más alto de la ciudad

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Benidorm suma un nuevo rascacielos más a su ‘skyline’. Se trata de Benidorm Beach, un edificio residencial de 126 metros de altura y 36 plantas.

El inmueble está ubicado en la zona de la playa de Poniente, una de las que ha tenido más desarrollos urbanísticos en los últimos años (desde 2021 se han completado cinco edificios, y otros tres están en marcha), y ha sido promovido por Alibuilding, mientras Sonneil Homes se encarga de la comercialización de los 196 apartamentos.

La torre es la quinta más alta de Benidorm y la primera que empezó a construirse en España en la era poscovid y destaca por ser un edificio eficiente y sostenible. Además, cuenta con la piscina residencial más elevada del país y una de las más altas de toda Europa: con 60 m2 de superficie y situada en la planta 26, tendrá vistas directas al Mediterráneo y  la isla de Benidorm.

Actualmente están vendidas dos terceras partes de los apartamentos, gracias principalmente a la demanda extranjera, sobre todo de Países Bajos, países nórdicos y Polonia. Las unidades que siguen disponibles en el mercado tienen unos precios de entre 391.000 y 930.000 euros.

Los inmuebles tienen entre dos y cuatro dormitorios, y unas espaciosas terrazas con vistas al mar. Además, cuentan con una gran variedad de zonas comunes, como piscina para adultos, piscina infantil, spa, jacuzzis, chillout, zona de juegos infantiles, dos pistas de paddle, circuito de running, gimnasio cubierto y piscina climatizada. También dispone de un área infantil y una terraza cubierta de 150 m2.

La promoción está muy cerca de la playa de Poniente y de todos los servicios que han convertido a esta partede Benidorm en la nueva zona de moda de la ciudad, como colegios, restaurantes, comercios y diferentes opciones de ocio. Y ahora busca dueños para sus últimas unidades disponibles para colgar el cartel de ‘completo’.

Así es por dentro y por fuera el espectacular rascacielos Benidorm Beach: