El avión privado más caro del mundo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Es un auténtico hotel de cinco estrellas en las alturas. Por eso, el B747-8, con una extensión de 450 metros cuadrados y seis metros de ancho por 72 de largo, está considerado el avión privado más caro y lujoso del mundo. Traducido a euros, la cifra de su precio ronda los 370 millones de euros en el mercado.

En el caso del modelo que nos ocupa, el más vip de su categoría, puesto a la venta por la familia real de Qatar, el precio (aunque no se ha anunciado oficialmente) podría alcanzar los 500 millones de euros, ya que su interior está repleto de objetos y servicios de lujo.

Su valor se incrementa todavía más teniendo en cuenta que Boeing, la empresa que fabrica este tipo de aparatos ha anunciado que dejará de fabricarlo. La aeronave está adaptada para que 89 pasajeros gocen de ella, aunque tiene capacidad para 450 personas.

Salón del modelo de Boeing propiedad de los jeques qataríes.
Salón del modelo de Boeing propiedad de los jeques qataríes.

Tres años para decorarlo en Suiza

Sin embargo, los dueños prefirieron reducir el aforo y disponer del espacio, dividido en tres plantas, a su gusto. Para ello, el aparato estuvo tres años en Suiza, donde fue remodelado a gusto de sus caprichosos propietarios. En la ciudad de Basilea en concreto lo adaptaron para dar cabida a 10 opulentas suites dotadas de la última tecnología con sus correspondientes baños a los que hay que añadir nueve más para la tripulación, formada por 14 empleados en total.

Este modelo de Boeing tiene una extensión de 450 metros cuadrados.
Este modelo de Boeing tiene una extensión de 450 metros cuadrados.

El lujoso equipamiento sigue con siete cocinas distribuidas en las tres niveles, dos salas de reuniones, varias bibliotecas, un comedor con capacidad para 14 personas, 33 monitores de televisión y tablets, un bar decorado a todo tren con cómodos sillones, además de un exclusivo servicio de cátering que varía en cada recorrido en función de las preferencias de sus usuarios.

Una flota de 12 aviones

A este B474-8 no le falta ni una enfermería por si sucediera algún percance a bordo ni una amplia zona de asientos para pasajeros de primera clase y otra de business. Aun así, los únicos que han utilizado este cinco estrellas volante operado por Qatar Airways han sido los miembros de la familia real o altos gobernantes del país del Golfo Pérsico.

El avión cuenta con dos salas de reuniones como ésta.
El avión cuenta con dos salas de reuniones como ésta.

No es su único capricho en los aires. Cuentan con más de una docena de aviones privados de lujo parecidos a este B747-8, que llegó a sus manos en 2012. Desde entonces, se ha utilizado no más de 1.000 horas. Quizá por eso, han decidido ahora desprenderse de él, como ya hicieran con su gemelo en el verano de hace dos años. El Gobierno turco fue quién lo compró.