Los Saboya reclaman sus joyas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Un tesoro compuesto por 6.732 brillantes y 2.000 perlas montadas en collares, pendientes, diademas y broches se conserva en una caja fuerte en el Banco de Italia desde 1946, cuando, tras un referéndum, se expulsó del país a los reyes de la casa Saboya. Ahora reclaman sus joyas.

El príncipe Víctor Manuel y las princesas María Gabriela, María Pia y María Beatriz, herederos de Umberto II de Saboya, el rey que tuvo que abandonar Italia junto con su familia tras el referendo de junio de 1946, han comenzado una disputa legal con el Estado para recuperar las joyas de la corona tras fracasar la mediación.