,

Pintxos, Banderillas y Cocina en Miniatura

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Gipuzkoa celebrará su I Campeonato de Pintxos, Banderillas y Cocina en Miniatura en el que podrá participar cualquier establecimiento del Territorio que disponga de bar y tenga una oferta continuada de pintxos durante el año. La final, a la que pasarán diez establecimientos en cada categoría, se celebrará el 15 de diciembre, en el Hotel María Cristina de San Sebastián.

El viceconsejero de Agricultura, Pesca y Política Alimentaria del Gobierno Vasco y presidente de la Fundación HAZI, Bittor Oroz; el director general de Turismo de la Diputación Foral de Gipuzkoa, Iker Goiria; Haika Aizpurua, miembro de la junta directiva de Hostelería Gipuzkoa; el secretario del Instituto del Pintxo de Donostia, Juan Manuel Garmendia; y el vicepresidente de la Asociación de Barmans de Gipuzkoa, Pepe Dioni, han presentado en rueda de prensa el nuevo campeonato, que toma el testigo del Campeonato de Pintxos que hasta 2018 organizaba la Asociación de Barmans de Gipuzkoa.

En la presentación, Aizpurua ha recordado que la editorial Lonely Planet elegió en 2018 «ir de pintxos» por San Sebastián como la mejor experiencia turístico-gastronómica del mundo.

«Este reconocimiento ha llegado en un momento en el que el mundo del pintxo sufre un importante proceso de transformación, derivado de la obligatoriedad de cubrir nuestras barras, algo que, de manera directa, afectará a la compra por impulso de este producto y exigirá una revisión del modelo de negocio de muchos establecimientos, dando un mayor protagonismo al pintxo bajo demanda o de cocina», ha señalado.

Según ha apuntado, «será un modelo de consumo de mayor valor añadido, que exigirá cambios en el sector, y una apuesta por la creatividad, la calidad del producto, la formación del personal y la comunicación de los elementos diferenciales que una cocina al momento llevan implícitos».

«CULTURA DEL PINTXO»

Los organizadores han explicado que el Campeonato persigue promover una cultura del pintxo sustentada en un decálogo que recoge que el pintxo «es alta cocina en miniatura, debe estar elaborado de forma artesanal en la cocina del establecimiento y con personal cualificado siguiendo el saber hacer tradicional, debe destacar por su creatividad y vanguardia y poner en valor la personalidad e identidad del establecimiento».

Asimismo, los pintxos, tanto los calientes como los fríos, «deben estar elaborados al momento» y se debe apostar por el producto «fresco, de proximidad y temporada». El servicio del establecimiento de pintxos debe garantizar «la limpieza, orden, seguridad alimentaria, atención amable y respetuosa y un servicio ágil y experto».

Además, el pintxo debe ofrecer una «adecuada y coherente relación calidad-precio» y el establecimiento debe impulsar la ruta del pintxo y el consumo en barra. «Forma parte de nuestra identidad y constituye un pequeño tesoro que preserva una tradición de décadas», señala el decálogo.

Por su parte, Goiria ha remarcado la importancia de «poner en valor el pintxo en el territorio ya que nos ayuda a posicionarnos mundialmente como destino turístico».

Finalmente, Oroz, ha destacado la labor que se ha llevado a cabo dese el Instituto del Pintxo de Donostia y desde la asociación de Barmans de Gipuzkoa. Además, ha querido subrayar también el trabajo conjunto con Hostelería Gipuzkoa. «Buscamos productos que sean auténticos, productos que sean reflejo de una tierra, de una cultura, y esto es el pintxo», ha señalado.

EL CAMPEONATO

La participación en el campeonato es libre para cualquier establecimiento de Gipuzkoa que disponga de bar y tenga una oferta continuada de pintxos durante el año.

Se establecen dos categorías para participar en el torneo: pintxo o banderilla (el precio máximo de venta será de 3 euros) y cocina en miniatura (el precio máximo de venta será de 5 euros). Asimismo, aunque los participantes participen en cualquier categoría, podrán optar al premio al mejor tratamiento de los productos de Euskadi, con el patrocinio de la Fundación HAZI.

La fase de presentación de candidaturas estará abierta hasta el 20 de septiembre. A continuación, se abrirá la fase de preselección de semifinalistas, hasta el 30 de octubre, en la que el jurado en formato ‘mystery shopper’ visitará los establecimientos participantes y seleccionará qué 22 establecimientos han de pasar a la semifinal, en cada categoría.

En la semifinal, en cada categoría, deberá haber presencia de todas las comarcas, a razón de siete establecimientos de San Sebastián y tres del resto de comarcas. Las semifinales se celebrarán el 16 de noviembre y 17 de noviembre en la sede de Hostelería Gipuzkoa.

La final, a la que pasarán diez establecimientos en cada categoría, se celebrará el 15 de diciembre, en el Hotel María Cristina de la capital guipuzcoana. Los ganadores serán premiados con sendas experiencias enogastronómicas de 1.200 euros de valor de mercado.