Shadowcat: Los yates logísticos de lujo ‘made in Asturias’

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La última moda entre los propietarios de embarcaciones de gran eslora son los barcos de apoyo llenos de lujo. Uno de los últimos millonarios en subirse a esta ola exclusiva ha sido el millonario Jeff Bezos. El fundador de Amazon estrenará presumiblemente este verano un megayate a vela, valorado en más de 450 millones, pero también dispondrá de una segunda embarcación que empleará como helipuerto y almacén de diferentes equipos náuticos.

Lo que poca gente conoce es que en los Astilleros Armón de Gijón, constructores de ferries como el Eleanor Roosevelt para la compañía Balearia o todo tipo de barcos remolcadores, también son especialistas en la fabricación de barcos de apoyo con presupuestos millonarios a bordo.

Hace dos años la compañía española llevó al agua el proyecto Hodor. Se trataba de una embarcación de 66 metros de eslora que sirve como base de logística para almacenar hasta cinco lanchas, varias motos de agua, un minisubmarino y dispone de un helipuerto propio. Además, de convertirse en toda una casa de invitados flotante del megayate principal del propietario, el Feaship Lonian (87 metros).

Este año el constructor español también realizó la entrega de un nuevo barco logístico de 68 metros. Con el nombre de Wayfinder lleva también la firma en el proyecto de las compañías Incat Crowther y YCTS.

Ahora el nuevo proyecto estrella de Astillero Armón responde a una nuevo concepto de embarcación multicasco de 48 metros de eslora que ha bautizado con el nombre de ToyBox (Caja de Juguetes).

Según fuentes de la compañía, su construcción se puede culminar en solo 18 meses al tiempo que buscan ampliar su mercado entre clientes con embarcaciones de hasta 50 metros de eslora.

El ToyBox dispondrá de una manga de 12 metros y un calado de 2,15 metros para poder realizar también una navegación muy cercana a la costa. Aunque todas estancias se pueden personalizar a gusto de cada cliente, el concepto incluye un helipuerto, alojamiento para 14 tripulantes y una amplia capacidad de almacenamiento en tres cubiertas.

La gran cubierta principal de popa permite también albergar tres embarcaciones de hasta 10 metros de longitud en la configuración básica protegidos contra la intemperie.

“Este tipo de plataforma es la clave para que todos los armadores de yates puedan transportar todo lo que necesitan a menos de una milla de su yate principal, sin importar cuándo ni dónde, a través de una solución compacta “, destaca el director comercial de Astilleros Armon, Ricardo Costa. “Creemos que este concepto revolucionará la industria de los megayates“, añade.

La innovadora forma del casco del catamarán ofrece un 40 por ciento más de volumen y un 60 por ciento más de espacio en cubierta. Todas unas dimensiones que permite el alojamiento de la tripulación y una mayor cantidad de carga útil como helicópteros, lanchas, motos acuáticas, submarinos,… Además, se ha demostrado que el diseño del casco del catamarán es más eficiente, ofrece menos consumo de combustible y velocidades más altas, con un aumento del 70 por ciento en la estabilidad durante las operaciones de descarga/carga.