Una tienda solidaria “vende” objetos a cambio de un “gracias” en Bruselas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La pequeña tienda de Circularium, situada en el distrito bruselense de Anderlecht, ha cambiado de forma radical las tradicionales reglas del comercio. Aquí el dinero o una tarjeta de crédito no funcionan como “moneda de cambio” para adquirir algún producto; para cerrar la transacción el cliente simplemente tendrá que “dar las gracias” por escrito.

La mecánica es simple: cada comprador puede adquirir un máximo de un producto al día de forma gratuita y al salir de la tienda deberá acercarse a la caja para rellenar una tarjeta de agradecimiento que colgará en la pared de la tienda, formando un pequeño “collage” de mensajes de gratitud.